Meditar en Ambrosía Spa

Relajación, calma la mente, calma tu cuerpo
Para aquellos que pasan por estos momentos con mas ansiedad, y para aquellos que les gusta crear mas silencio en su interior, para aquellos que desean estar mas tranquilos y mas presentes con su propia experiencia, para los que quieren aprovechar y darse cuenta de las tensiones en su cuerpo/mente y desean sentirme mejor, mas livianos, menos estresados, MEDITAR es un regalo
Independientemente de si uno ha meditado antes o no, la concentración en la respiración es sin duda una técnica muy útil que ofrece múltiples beneficios,
Desarrollamos presencia, tranquilidad, atención. Disminuimos los niveles de tensión. Y, consecuentemente, reforzamos el sistema inmune.
La agitación mental gasta enormes cantidades de energía.
Gastamos menos cantidad de energía en agitación interna y, por lo tanto, tenemos mas energía disponible para mantener el equilibrio orgánico.
Nos damos cuenta de la flexibilidad inherente al momento presente.
Poner la mente en la respiración hace que la quitemos del estrés y ansiedad, y por lo tanto disminuye sus niveles. Un gesto simple e inteligente de bondad y salud hacía uno mismo.
La respiración siempre esta presente en nuestra experiencia y por ello, como objecto de concentración es muy practico.
La técnica es bien sencilla.
Uno simplemente se sienta en un cojín o silla, con la columna recta, pero sin tensión. Las manos equidistantes, reposadas en el regazo.
La barbilla ligeramente bajada como que para ayudar a que la columna este recta hasta lo alto de la cabeza.
Nos sentamos rectos, pero sin tensión.
Y nos quedamos quietos, tranquilo, sin movernos, simplemente dándonos cuenta de la propia respiración natural, como entra y sale el aire, Nada mas, sin forzar la respiración.
Cada vez que la mente vaya detrás de los pensamientos discursivos ( aquellos en los que hablamos en nuestro interior) o de movimiento ( aquellos en los que imaginamos situaciones, colores, etc), simplemente nos damos cuenta y suavemente volvemos a la respiración.
No hay nada mas para hacer, nada que solucionar, nada que comprender, nada que analizar. Aprender a estar solamente con la experiencia natural de la respiración y el cuerpo es entrenar la mente a estar en el momento presente.
Vivir la situación con la máxima calma creará un ambiente mas pacifico, equilibrado. Un acto de generosidad en momentos difíciles.

 

    Cart Item Removed. Undo
    • No products in the cart.
    Abrir chat